INFODEMIA

Infodemia

2021

Fotografías de archivo mediatiazado intervenidas

Esta ha sido la primera pandemia de la historia en la que se emplean a gran escala la tecnología y las redes sociales para mantener a las personas hiperconectadas y sobreinformadas. La falta de filtros en internet favorece que cualquier contenido, por inverosímil que sea, pueda difundirse fácilmente, y el confinamiento ha sido especialmente propicio para el auge de este tipo de fenómenos. Es lo que la OMS ha calificado como infodemia: una superabundancia de información que camufla la información dudosa entre la solvente y que hace difícil distinguir la que es fiable de la que no lo es. Algo así como una peste informativa.

La infodemia genera información y contrainformación de forma tan masiva que el público general no tiene capacidad de evaluarla críticamente. Por ello, me he visto en la necesidad de realizar un análisis del contenido mediatizado, haya sido televisado, compartido en redes o publicado en internet con el que me he visto bombardeada durante el confinamiento. Este ejercicio ha supuesto una forma de enfrentarme a esa marabunta informativa, y situarme para desarrollar una visión crítica de este fenómeno, tan actual, generando una contranarrativa propia dentro de la amplia y diversa práctica fotográfica contemporánea.

PANORAMA INTERNACIONAL

Cada imagen de la serie se compone de dos fotografías apropiadas usadas para ilustrar diferentes noticas, cada una de ellas, corresponde a una época y un discurso diferente pronunciado por el retratado. Imágenes cortadas en tiras y entrelazadas para formar un retrato que recoja la imagen de ambos discursos mediáticos. En estas piezas se usa el acto de “tejer” como metáfora de la memoria. Cada pieza de esta serie crea una semejanza de individuo que, en lugar de ser una representación visual precisa de esa persona en un momento dado, presenta una coalescencia de las apariencias de esa persona a lo largo de ambos momentos contrapuestos.

CIUDADES AUSENTES

Trabajando con múltiples imágenes del mismo paisaje mediatizado, recopilo decenas de fotografías apropiadas de internet, emitidas en diferentes eventos mediáticos, para cada una de las composiciones de paisajes por capas. Debajo de estas visiones de ciudades fantasma hay una seria preocupación por cómo la persistencia de las composiciones formalmente repetidas afecta nuestra conciencia y visión cultural e histórica. Se superponen un cúmulo de decenas de imágenes del mismo paraje emblemático retransmitido en diferentes medios para ilustrar el vacío de las ciudades durante los primeros confinamientos sufridos por la pandemia. Ese ensamblaje reúne versiones apenas distintas formateadas por un mismo punto de vista.